Guía SEO On Page: cómo optimizar tu blog y contenido para mejorar tus resultados en Google

SEO On Page: guía en español

El posicionamiento en buscadores, desde siempre, se ha dividido en dos vertientes sobre las que trabajar: SEO On Page y SEO Off Page. Escribir contenidos de calidad es algo imprescindible para todo blogger. Pero este contenido, además, debe ser “amigable para Google” con el objetivo de incrementar nuestro tráfico web procedente de buscadores.

Un buen tratamiento del SEO On Page facilita mucho la labor de Google a la hora de valor nuestro contenido. Es cierto que son un cúmulo de factores considerables a tener en cuenta y que la labor del SEO no acaba aquí: luego viene el link building, la presencia en redes sociales y otra serie de factores que se escapan de este post.

No obstante, estos factores a nivel de post son los primeros que debemos cuidar y es por ello que te he preparado esta guía actualizada para que estés al tanto de cómo escribir para gustarle a Google.

¿Qué es el SEO On Page?

Vamos a comenzar esta guía de SEO On Page con la propia definición de este término. Y es que aunque a día de hoy ya es un concepto bastante conocido, nunca viene mal repasar de qué se trata para ponernos en situación.

Se conoce con el nombre de SEO On Page a un conjunto de técnicas utilizadas para optimizar tanto una página web como su contenido para obtener unos mejores posiciones en los resultados de búsqueda de Google.

Estas técnicas, aunque de primeras parece que están enfocadas a la optimización de cara a Google, también se centran en una mejoría en la experiencia del usuario.

Partiendo de esta definición, lo que buscamos mediante el SEO On Page o SEO On Site es tratar de optimizar nuestra arquitectura web, usabilidad, contenido y otros factores para rankear mejor en buscadores siempre preservando la experiencia de usuario.

Cómo realizar un análisis de palabras clave antes de comenzar con el seo on site

Inicio del planificador de palabras clave de Google

Una de las primeras labores que hay que llevar a cabo en cualquier estrategia de posicionamiento en buscadores es un análisis de palabras clave.

Esta es una labor que muchos bloggers ignoran, y el resultado final siempre suele ser el mismo: una estrategia no suele llegar a buen puerto sin un keywords research.

Por tanto, si tu objetivo es optimizar el SEO On Page de tu blog es imprescindible que te pongas manos a la obra con este apartado, pues determinar las keywords idóneas es fundamental a la hora de crear contenido que se posicione bien en Google.

Para ello, mi mejor recomendación es que leas estos dos posts que publiqué y en los que te explico las mejores herramientas para hacer un keyword research y cómo utilizar el planificador de palabras claves que ofrece la propia Google:

¿Tienes que hacer un análisis de palabras clave? Estas son las herramientas que debes conocer

Cómo utilizar el planificador de palabras clave de Google

SEO On Page 2015: factores que Google está priorizando en su algoritmo

CTR

Este es uno de los términos que más está dando que hablar en el mundo del posicionamiento en buscadores. El Click-Through-Rate (CTR) es el número de usuarios que hacen clic en un enlace en función del total de personas que acceden a esa página.

Por tanto, traducido a las búsquedas en Google, es el número de personas que hacen clic en tu resultado de búsqueda del total de visualizaciones de la página.

A simple vista, la conclusión más directa que podemos sacar es que el CTR para Google es aquel resultado de búsqueda que más atrae la atención del lector y, por lo tanto, que más relacionado está con lo que han buscado. Es normal, por tanto, que el buscador quiera subir posiciones en los rankings a este contenido.

Una de las mejores maneras de optimizar el CTR es mediante los titulos y las meta descripciones del contenido, de lo cual hablaremos más adelante.

Experiencia de usuario

El CTR lo podríamos definir como el primer paso que Google tiene en cuenta a la hora de valorar la interacción del usuario con los resultados de búsqueda.

Sin embargo, de nada sirve que los lectores entren a tu post si luego no encuentra una buena experiencia en el mismo. Esto se traduce en que el contenido no da la talla o que la web en sí deja mucho que desear en cuanto a arquitectura.

De esto Google también se ha dado cuenta y es por ello que lo ha empezado a introducir en su algoritmo de búsqueda. ¿De qué forma? Bien, pues principalmente a través de factores que miden la respuesta del usuario en la página como pueden ser el tiempo de permanencia o el porcentaje de rebote.

Estos factores, junto con el CTR, han dado lugar a que en los últimos meses cada vez el SEO esté más centrado en el usuario. No solamente se trata de posicionar bien tus contenidos, sino de que el lector disfrute de una buena experiencia de navegación.

Acciones sociales

Este último punto es el gran dilema del SEO. A pesar de que nunca encontramos una confirmación directa por parte del buscador, los experimentos sí parecen indicar que hay una cierta correlación.

Y esto, otra vez más, es algo que surge del propósito de Google de hacer un buscador más social y centrado en el usuario.

Mejorar acción social en SEO On Page

Por ello, céntrate también en conseguir acción social. No sólo es beneficioso para la promoción de tu sitio a través de las redes sociales, sino también para captar más tráfico de buscadores.

Optimizar el uso de palabras clave en el SEO On Page de tus posts

Densidad de palabras clave

Un aspecto que con el paso del tiempo y con las nuevas actualizaciones del algoritmo de búsqueda de Google ha ido perdiendo importancia es el número de veces que aparece la palabra clave en nuestro contenido. Y digo que ha perdido importancia debido a que antes era frecuente encontrarnos la palabra clave por todos lados. Esto, obviamente, daba lugar a artículos que parecían haber sido redactados forzosamente y que pecaban de falta de naturalidad.

Esto no quiere decir que a día de hoy no debamos poner apenas palabras clave (sino cómo íbamos a posicionar un artículo bajo una). Para no quedarnos cortos y no pasarnos, lo normal  a la hora de redactar el artículo es incluir nuestra keyword en el título y en algún encabezado, así como distribuidos unas 2-3 veces a lo largo del artículo. Si ponemos unas cuantas más no pasará nada, pero tampoco es cuestión de que en un artículo de 300 palabras mencionemos nuestra keyword en 50 ocasiones.

Optimizar densidad de palabras clave en SEO On Page

Ubicación de palabras clave

No solamente la densidad de palabras clave es un factor importante, sino que también lo es en qué lugares de nuestro contenido las insertamos. Como he ido diciendo a lo largo de este artículo resulta fundamental insertar nuestra palabra clave en el título del artículo, en la URL y en algún encabezado. Son elementos muy importantes del contenido y que servirán para que Google sea consciente de qué estamos hablando.

Dentro del contenido, no es tan importante en qué lugares esté contenida la palabra clave, aunque como recomendación sí que existen dos posiciones en las que suele ser muy útil ponerla. La primera de ellas es en el primer párrafo de nuestro post o, incluso para ser más exacto, en las 100 primeras palabras que escribamos (hay personas que también la remarcan en negrita). Como he dicho, las imágenes son otro factor importante. Además de hacer referencia a la palabra clave en la etiqueta alt, nunca está de más que la palabra clave aparezca justo por encima o por debajo de la imagen que la contiene.

El uso de encabezados con palabras clave es algo muy habitual, pero de ello hablaremos un poco más tarde.

Factores que debes tener en cuenta a la hora de crear contenido que rankee en Google

Título

El título es, posiblemente, el uno de los factores más notorios a día de hoy. Un buen título no solamente es un buen elemento para que Google nos posicione en sus resultados de búsqueda. Si conseguimos que el título de nuestra web sea atractivo, impactante o llame la atención de los usuarios tendremos una visita prácticamente asegurada. Y esto, en términos de mejora del CTR, también conlleva importantes mejoras.

A nivel de SEO On Page, cabe destacar que un factor importante es la posición de la palabra clave. Es recomendable que ésta aparezca al principio del título.

Además, a la hora de mostrar nuestro artículo en Google cabe señalar que el buscador solamente muestra los primeros 70 caracteres. El resto aparecen como puntos suspensivos.

Por último, como siempre se dice en el mundo del SEO, un exceso de optimización nos traerá consecuencias negativas. No te obsesiones con llenar el título con la palabra clave y términos relacionados. Recuerda que Google siempre busca la naturalidad.

Mi consejo personal es que siempre escribas títulos para vuestros lectores, que llamen la atención y posteriormente intentar modificarlo introduciendo las palabras clave en él. Muchas veces se me hace difícil introducir la palabra clave al comienzo, pero debéis recordar siempre que es preferible que esté al principio. Ésta es la mecánica que empleo para escribir los títulos de mis artículos.

URL

Otro de los factores que debemos tener muy en cuenta, también con una influencia bastante notoria como sucede con el título del post. La URL de un artículo es, por así decirlo, como la dirección que lo identifica en el universo 2.0.

Lo primero que debo advertirte es que ni se te ocurra dejar la URL por defecto que viene en WordPress, ni llenarla de número y letras sin sentido alguno. Modifica la URL de todos y cada uno de tus artículos para hacerla lo más amigablemente posible.

Para ello, como primer paso cuando crees tu blog, es hacerlo desde WordPress es desde Ajustes —> Enlaces Permanentes y seleccionando la opción Nombre entrada o haciendo click sobre estructura personalizada y escribiendo en el cuadro de texto /%postname%/. De esta forma podrás modificar la url como mejor te parezca cada vez que escribas un nuevo contenido.

Configurar enlaces permanentes en WordPress

Otro consejo fundamental es que trates siempre de incluir las palabras clave con las que posicionas tus artículos en el permalink. Evita las stop words, es decir aquellas palabras que no aportan significado a tus URLs como artículos, preposiciones, pronombres, etcétera.

Escribir una URL para SEO On Page

Otros apartados que afectan al conjunto de tu web es definir si quieres que aparezca con o sin www. Éstos elementos, si trabajamos con WordPress, lo podemos definir desde Ajustes –> Generales. Y, por supuesto, también tendremos que definirlo desde Google Webmaster Tools. Recuerda que ambos deben correlacionarse, nada de poner en un lado sin www y en el otro ponerlas.

Por último, no modifiquéis la URL una vez vuestro artículo haya sido publicado. Si habéis cometido un error, lo mejor que podéis hacer es una redirección 301.

Meta descripción

La meta descripción es la descripción de una página que aparece justo debajo del título y de la URL en los resultados de búsqueda de Google. No obstante, y pesar de la creencia de muchas personas que las incluyen en sus contenidos, las meta descripciones dejaron de tener importancia a la hora de rankear, según ha afirmado Google en este artículo. Aun así, nunca está mal hace uso de ellas en nuestro contenido.

El motivo para usarlas no es otro que ganar la atención de aquellas personas que buscan nuestro contenido en la web. Entre tanta información que proporciona Google, es posible que una meta descripción que llame la atención a los usuarios sea el factor determinante a la hora de entrar a nuestra web. Y, como te he ido comentando a lo largo del post, es un factor fundamental en el CTR de nuestro resultado de búsqueda.

Con respecto al uso de las meta descripciones también cabe destacar que ,al igual que sucede con los títulos, su longitud está restringida. Google solamente muestra los primeros 155 caracteres, por lo que toda la información adicional que incorporemos no será mostrada.

Como recomendación, y si hacemos uso de ellas, es recomendable también incluir la palabra clave en la meta descripción ya que está saldrá en negrita en los resultados de búsquedas. No es algo necesario, pero es mucho más visual y suele llamar bastante la atención del usuario.

Utilización de la meta descripción en SEO On Page

Content is king

Los últimos cambios de algoritmo de Google reflejan claramente la tendencia que quiere el buscador que sigas a la hora de redactar tus contenidos. Nada de usar técnicas black hat de SEO para posicionar tus artículos. Google las está detectando prácticamente todas. Nada de generar una compleja red de enlaces poco naturales hacia tu blog o sobreoptimizar tus artículos.

No digo que estas técnicas no funcionen, pero o eres un SEO experimentado o seguramente no te den buenos resultados. Resérvalas para aquellos proyectos no serios que tengas en mente.

Lo que reclama a día de hoy Google es el contenido de calidad. Aquel que está enfocado al usuario, que les aporta valor y, si es posible, que sea único. Al fin y al cabo, si un usuario entra a un artículo tuyo es para leer contenido que le interesa, por lo que es lógico que Google quiera dar prioridad al contenido en sus resultados de búsqueda. Ahora la pregunta es, ¿qué es un buen contenido de cara a Google y de cara a los usuarios?

Como he dicho, lo principal de cara a los usuarios es que un contenido sea de valor y que les aporte algo nuevo. Me gusta bastante el concepto de contenido que adoptan los chicos de Moz para explicar este factor. El contenido en Internet sigue las leyes de la oferta y la demanda de economía, pero en nuestro caso para la información. Por tanto, el mejor contenido es aquel que es capaz de abastecer la mayor parte de la demanda.

¿Y cómo es posible que Google, que no deja de ser una máquina, valore tu contenido en función de su calidad? Lo cierto es que no es posible. O al menos por el momento. Google analiza palabras o expresiones, pero entender su significado es totalmente distinto.

Por ello, se basa en lo que opinan los usuarios para valorar la calidad de tu contenido. ¿Cómo lo hace? Mediante las recomendaciones. Aquí es donde entra el verdadero poder de los enlaces entrantes y de las redes sociales. Cuanto mayor sea el número de enlaces entrantes hacia tu contenido y más veces se comparta en las redes sociales, mayor será la fuerza de tu web.

Además, recuerda también retener al lector en tu sitio con el uso de enlaces internos, contenido relacionado u otras técnicas. Todo ello con la premisa de aumentar el tiempo de permanencia y disminuir el porcentaje de rebote en tu blog.

Contenido de calidad y además enlazable. No obstante, también hay que seguir algunas pautas a la hora de redactar nuestros artículos. Un texto, por mucha calidad que tenga, difícilmente rankeará en buena posición con 100 palabras.

Google también quiere un contenido trabajado. Un contenido con más de 500 palabras e incluyendo diferentes elementos multimedia es ideal. Como recomendación, nunca estar por debajo de 250-300 palabras y una imagen. Esto es el mínimo que nunca debes bajar.

¿Por qué Google valora tanto el contenido de tu blog para SEO?

Consejos y sugerencias para escribir un post

Resumiendo, Google quiere contenido de calidad y frecuencia de publicación. Una buena estrategia de Marketing de contenidos no hace uso solamente de contenido escrito. Existen muchos elementos multimedia que aportan valor adicional a tus artículos. ¡Haz uso de ellos!

Enlaces internos

Uno de los factores que muchos usuarios no tienen en cuenta pero que también, como todo en el SEO, tiene su peso. Todos sabemos que en el mundo del posicionamientos en los buscadores un enlace entrante de calidad hacia nuestro blog vale su peso en oro. Sí, efectivamente y como he comentado antes, los enlaces entrantes siguen siendo unos de los factores que mejor posicionan. Pero no por ello debemos olvidarnos de los enlaces internos.

¿Qué son los enlaces internos? Son aquellos links que introduces en tus artículos y que enlazan a otras partes o contenido de tu sitio. Por ejemplo, si este artículo es una guía sobre mejorar el SEO On Page, no está de más que enlace como he hecho anteriormente a otro artículo de mi blog que explica detalladamente qué es esta modalidad.

Enlaces internos en el blog de Quick Sprout

Los beneficios que tienen los enlaces internos se extienden tanto a nivel de SEO como a nivel de visitas. Si un artículo tuyo ha conseguido ganar un gran peso (recuerda que no solamente tu web tiene un peso o DA sino que cada uno de los artículos tienen el suyo propio), es recomendable generar links a otros posts tuyos con menor fuerza para darles una pequeña ayuda. Esta técnica se conoce como link juice. No son tan efectivos como los enlaces entrantes, pero por supuesto también tienen su importancia.

Desde el punto de vista de las visitas, su función también es lógica. Si un post es realmente interesante para tus lectores y ven un enlazando en ese artículo, lo más lógico es que hagan click en él, aumentando por tanto el tiempo de permanencia en tu web y disminuyendo estadísticas como la tasa de rebote.

Enlaces externos

Seguimos hablando de enlaces, pero en esta ocasión nos referimos a los externos. ¿Cuáles son estos tipos de enlaces? Muy sencillo, son aquellos links que insertas en tus artículos y que enlazas a otros sitios web. Es decir, a aquellas webs que tratan temáticas relacionadas con la tuya, a alguna herramienta mencionada o servicio de la que hables o fuentes de las que hayas obtenido información para redactar tus artículos. Resumiendo, todo lo que apunte fuera de tu blog.

¿Qué aportan estos enlaces externos? Lo primero, pongámonos desde el punto de vista del blogger al que enlazas. Para él, será un enlace entrante que siempre es de agradecer y, si tu blog tiene bastante autoridad, traspasarás bastante de esa fuerza o autoridad al otro sitio.

Eso sí, no te pasas con los enlaces externos que al final puede ser contraproducente. Recuerda que Google siempre busca la naturalidad, y no es muy normal que en un artículo enlaces unas cuantas veces al mismo sitio. Esto lo puede detectar como una mala práctica en SEO.

¿Y qué es lo que aporta para mi propio blog? Tenemos que remontarnos a un artículo en el que explicaba como Google rastreaba e indexaba nuestros sitios webs. Una vez la gran G se pasea por nuestro blog, rastrea toda la información contenida en nuestros artículos. Es decir, también analiza los enlaces externos. ¿Qué quiero decir con ésto? Si enlazas a sitios con autoridad en tu sector, Google reconocerá con el paso del tiempo que estás relacionado con estas webs o blogs y acabará posicionándote mejor en sus resultados.

Cómo rastrea e indexa Google los resultados de búsqueda

Imágenes

Los elementos multimedia y, más en concreto las imágenes, también tienen mucho que decir en el SEO On Page. Como he dicho, Google también valora que en el contenido de nuestros artículos se introduzcan imágenes, pero siempre siguiendo unas cuántas recomendaciones.

A la hora de subir una imagen a nuestra web, lo primero que tenemos que tener en cuenta es el nombre del archivo que le demos. Nada de dejar espacios entre diferentes palabras ni usar guiones bajos. Un nombre de un archivo no debe ser “imagen de prueba.jpg”, ni “imagen_de_prueba.jpg”. Lo ideal es que sea del tipo “imagen-de-prueba.jpg”. Además, a la hora de elegir el nombre también es muy recomendado incluir la palabra clave en él.

Una vez hemos subido la imagen, también debemos modificar un par de campos a la hora de insertarla en nuestro artículo. Estos dos elementos son el título de la imagen y la etiqueta alt, o como aparece en plataformas WordPress, el texto alternativo. Especialmente este último aportará valor SEO a nuestras imágenes. Es fundamental rellenar estos dos campos y, a ser posible, con la palabra clave en ambos.

Optimizar imágenes para SEO On Page

Eso sí, no uséis el mismo texto para ambos elementos o Google entenderá que estáis haciendo SEO. Otra vez más, buscando la naturalidad.

Por último, tampoco me puedo olvidar de dos consejos más. El primero de ellos es optimizar vuestras imágenes, y con ello me refiero al peso que ocupan. Una imagen que tenga demasiado peso ralentizará el tiempo de carga web. Y el otro consejo, más desde el punto de vista del usuario, es que una buena imagen junto con un título impactante son factores determinantes a la hora de que un usuario entre en tu artículo.

Etiquetas de encabezamiento

La optimización de los encabezados es otro factor SEO On Page que, aunque hayan experimentado variaciones en su importancia, sí que es cierto que siguen teniendo un peso relevante y que debemos cuidarlos en nuestros artículos. Además, no nos supondrá tiempo y siempre es útil a la hora de estructurar nuestros contenidos de cara a los lectores.

Para los que no las conozcan, las etiquetas de encabezados son una serie de elementos utilizados a la hora de desarrollar webs y que nos permiten estructurar el contenido de una página otorgándole un valor semántico. Existen etiquetas numeradas del 1 al 6 por orden de importancia.

Estas nos indican las diferentes secciones y subsecciones que posee un artículo, siendo la etiqueta h1 la que mayor peso posee y la que aporta el valor al título. Así, la etiqueta h2 es usada para las diferentes secciones que encontramos dentro de un artículo y las etiquetas h3 para los apartados de cada sección.

A nivel de SEO On Page estos encabezados ayudan diciéndole a Google de que trata el contenido de nuestro post. Por tanto, en cada uno de nuestros artículos es fundamental introducir un encabezado H1 que generalmente se corresponde con el título y a ser posible varios encabezados h2 y h3 para estructurar el contenido. Además, es fundamental tratar de incorporar la palabra clave dentro de estos encabezados. Siempre sin abusar claro.

Cómo estructurar las etiquetas de encabezamiento

Para aumentar las palabras clave a las que extendemos nuestro contenido, una técnicas que funciona bien es tratar de incluir keywords long tail relacionadas con nuestro posts en los distintos h2.

Insertar estos encabezados es realmente sencillo ya que se hace mediante como si de un elemento html se tratará. Es decir, en el caso de un título sería del estilo: <h1>Título de la web</h1>. Si usáis WordPress, ésto es mucho más sencillo ya que se pueden insertar en el editor visual bajo las etiquetas de Título 1, Título 2, etcétera.

Consejos de redacción

La forma en la que redactamos y damos formato a nuestro contenido también tienen su valor en el posicionamiento SEO, aunque más es su valor si tenemos en cuenta la profesionalidad que puede dar nuestro contenido de cara a los lectores.

Por ello, bajo los factores más importantes que podemos encontrar en la redacción de nuestros contenidos son las faltas de ortografía. A todos se nos puede escapar una falta de ortografía en nuestros artículos, pero un post en el que abunden de una mala sensación de cara al blogger.

Las negritas y las cursivas también son elementos que ayudan a hacer más legible un post. Lo han menos monótono a la hora de leerlo y sirven para señalar cuáles son los conceptos más importantes del mismo. Además de enriquecer la lectura, las negritas también sirven para indicar a Google cuáles son las palabras fundamentales en nuestros artículos.

En este sentido, una práctica habitual es marcar con negrita las principales palabras clave que queremos posicionar, pero siempre sin pasarnos.

Por último, aunque ya hayan sido nombrados, los encabezados juegan un papel muy importante a la hora de dividir el contenido y estructurar nuestros artículos en secciones y subsecciones. Además, introducir la palabra clave en ellos también es de utilidad para dar señales a Google.

Cómo optimizar tu blog: factores técnicos para mejorar la experiencia de usuario

Velocidad de carga

La velocidad de carga de un sitio web influye en el posicionamiento SEO, pero también en otros muchos detalles a nivel de usuario. A Google le gustan los sitios limpios y con un código bien optimizado, que carguen rápido y que ofrezcan una buena experiencia de usuario durante la navegación. Se estima que a los mismos chicos de Google un aumento en 500 ms del tiempo de carga web les hace perder un 20% de tráfico.

Es cierto que en tu web los resultados de un tiempo de carga excesiva no serán tan elevados, pero lo que es innegable a día de hoy es que los usuarios buscan la rapidez al entrar en una web. Incluso un excesivo tiempo de carga puede hacer que finalmente decidan por irse de tu sitio.

Comienza por analizar la velocidad de carga de tu web con herramientas como Pingdom Tools, GTmetrix o Google PageSpeed Insights. Si los resultados de los tests detectan que tu web es lenta, ponte manos a la obra. Trabaja en el WPO de tu web. Existen muchos plugins de WordPress como W3 Total Cache o WP Super Cache que te serán muy útiles a la hora de reducir el tiempo de carga. También varios plugins o herramientas como Lazy Load o Smush.it que hacen menos pesados los elementos multimedia de tu web.

Cálculo de la velocidad de carga en mi blog

Por último, también puedes hacer uso de una CDN o incluso plantearte la opción de mejorar o cambiar tu servicio de alojamiento web o hosting. Los planes de Webempresa o Raiola Networks son, para mí, los más fiables y aquellos que mejor velocidad de carga he encontrado.

Además, nunca está de más introducirse en otros aspectos más técnicos como la reducción de código en tu diseño, mejorar tus hojas de estilo CSS, optimizar tu código HTML o no usar en exceso los JavaScript.

¿Cómo afecta la velocidad de carga de tu web?

Contenido duplicado

Si hemos comentado que el contenido es el rey, el contenido duplicado es a día de hoy uno de los peores enemigos a la hora de obtener buenas posiciones en los resultados de búsqueda. Hace años, una web con un gran peso podía obtener mejores posiciones de búsqueda copiando el contenido de una web. Es algo sin mucha lógica y, por ello, Google ha ido intentando solventarlo aunque desde su web digan que no lo penalizan (en nada veremos qué solucionan toman).

Pero no solamente encontramos este tipo de contenido duplicado. Pongamos el caso de una tienda online en la que posees varios productos totalmente idénticos pero con una pequeña diferenciación como puede ser el color. Las descripciones para todos los productos seguirán siendo las mismas, lo que a ojos de Google se traduce también como contenido duplicado.

En estos casos siempre hay que distinguir. Aunque Google no penalice el contenido duplicado, no es demasiado fan de tener en sus resultados de búsqueda 100 veces el mismo contenido. Ante esta situación, la solución que aporta es la de incluir en los resultados de búsqueda la web que la gran G crea conveniente en función de parámetros como antigüedad o Pagerank. Si, según lo dicho, es posible ser el autor del contenido y que otra web aparezca en las búsquedas.

Con respecto al contenido duplicado interno que aparece en nuestra propia web, podemos solucionarlo nosotros mismos mediante técnicas como la canonización de la URL, es decir, mediante la etiqueta rel=canonical. Esta etiqueta indica a Google cuál es, de entre un conjunto de páginas, la de mayor importancia. Otra opción podría ser mediante una redirección 301.

Sitemap

El sitemap (mapa de sitio web) es, como su mismo nombre indica, un documento XML en el que se recogen todas las páginas que componen nuestro sitio e información adicional que facilitan a los buscadores (y a los usuarios) la navegación entre todos los elementos de nuestra web.

Ejemplo de sitemap configurado en mi blog

El sitemap se encuentra en el directorio raíz de nuestra web y muestra información tan útil para los buscadores como el contenido existente en nuestra web, las actualizaciones que realizamos en los mismos y la incorporación de nuevos elementos. Es una especie de guía que le facilita el rastreo de nuestra web a las arañas o robots de los buscadores. Es decir, permite que todos y cada uno de los contenidos de nuestro blog sean vistos e indexados por Googlebot. Si exprimimos su uso, también podemos indicar elementos que no queramos que sean indexados.

Existen diferentes herramientas en la web que nos permiten generar el sitemap, adecuarlo a nuestras necesidades y actualizarlo automáticamente. Si trabajamos con WordPress, en el último apartado de este post te enseño unas cuantas herramientas que funcionan de maravilla y que hacen todas estas funciones por nosotros.

Por último, una vez generado nuestro sitemap también podemos indicarle a Google de su existencia mediante Google Webmasters Tools.

Robots.txt

Otro de los elementos fundamentales en nuestro sitio con el que modificar la información que le ofrecemos a los robots que indexan nuestro es mediante el archivo robots.txt. Como su terminación indica, se trata de un archivo de texto que también se aloja en el directorio raíz de nuestro sitio y que su función principal es permitir o prohibir el acceso a robots a determinados contenido de nuestro sitio.

Pongamos varios ejemplos. No todos los robots son como Googlebot. Existen algunos que acceden a tu sitio con fines relacionados con el spam. Lo último que queremos es que estos robots accedan a nuestra web. Para ello, mediante el archivo robots.txt y conociendo el nombre del bot en cuestión podemos prohibir su acceso.

Otro ejemplo es el bloqueo a determinados contenidos de nuestra web. Si poseéis un blog con WordPress.org sabréis que existen diferentes carpetas y también archivos de configuraciones. Lo que nos interesa es que Google acceda a nuestro contenido, pero no por ejemplo a los archivos de configuración o al diseño de nuestra web. Son apartados que no nos aportan nada su indexación. Por ello, también podremos determinar qué partes de nuestra web queremos que sean indexados y cuales no.

Ejemplo de robots.txt en WordPress

Una práctica también recomendada es mencionar de la existencia del sitemap de nuestra web dentro del archivo robots.txt.

Tiempo de permanencia y porcentaje de rebote

Cuánto tiempo están nuestros lectores en nuestras web, así como la tasa de rebote son factores que Google también valora a la hora de rankear. Aunque sean elementos propios de la analítica web, no debemos dejar de valorarlo a la hora mejorar nuestro posicionamiento.

Si nuestros usuarios están un tiempo razonable en nuestra web y además navegan entre distinto contenido, puede acabar convirtiéndose en una señal inequívoca de que el contenido que ofrecemos es de calidad y aporta valor a los usuarios.

Estos dos indicadores, por tanto, los podemos mejorar por medio del contenido que tengamos. Añadir elementos visuales como pueden ser vídeos, podcasts o infografías hacen que el usuario permanezca más tiempo visualizándolos ya que, por lo general, suele ser contenido mucho más entretenido que el texto en sí.

Recuerda que este factor, a partir del 2015, está tomando una importancia considerable.

Estadísticas SEO en Google Analytics

Diseño

El diseño o, mejor dicho, la adaptación de tu sitio web a las diferentes pantallas es algo que debes cuidar con mucho detalle. Si analizamos las estadísticas de tráfico web, la conclusión más notoria es que con el crecimiento de los dispositivos móviles como smartphones o tablets, el tráfico procedente de esta clase de terminales ha ido incrementándose cada año más.

Es normal, por tanto, que los usuarios quieran una web que se adapte a sus pantallas para facilitarles el acceso al contenido que ofrecemos. Y cuando digo adaptarse, no solamente me refiero a disponer de un diseño impecable y muy visual. Debe ser un diseño, ante todo, legible y con una buena facilidad de uso.

Ni que mencionar también la velocidad de carga de nuestro sitio ya que, si éste era un factor decisivo de abandono en ordenadores, los usuarios son todavía más exigentes con sus dispositivos móviles.

Existen diferentes maneras de adaptar nuestra web. Con un dominio exclusivo para móviles o con un diseño específico para pequeñas pantallas. Sin embargo, el tipo de diseño que más está triunfando últimamente es el Responsive, que es aquel que se adapta en función del tamaño de la pantalla desde la que se acceda.

Un dato que no debes olvidar es que, a partir de abril de 2015, Google penaliza a los sitios que no tienen su diseño web adaptado a móviles. Esto significa que si un usuario busca un contenido a través de su móvil, posiblemente los resultados de tu post se vean bastante retrasados con respecto a una búsqueda en ordenador.

Para comprobar si tu diseño web está adaptado, puedes consultar la herramienta que Google creó para ello: Prueba de optimización para móviles.

Usabilidad web

La navegación web o, dicho de otra forma, la facilidad con la que los usuarios que visitan tu sitio se mueven entre los distintos elementos también es un factor que influye, aunque sea de manera tan directa, en el SEO de nuestra web. El objetivo es que nuestros lectores se muevan por la web y lo encuentren todo sin dificultad. Los resultados se verán reflejados en factores tan importantes como el tiempo de permanencia o la tasa de rebote.

¿Cómo podemos mejorar la navegación por nuestro sitio? Lo primero de todo es mediante un buen diseño. A partir de ahí, las posibilidades son muy variadas. Los enlaces internos son una buena forma de proporcionarle contenido relacionado a nuestros usuarios. Debajo de cada artículo o mediante un elemento emergente podemos recomendar otros artículos interesantes.

Otros detalles importantes para mejorar la navegación web son el uso de Call to Action, Breadcrumbs, el acceso en lugares visibles a la página de inicio y a las diferentes categorías. Lo ideal, desde el punto de vista del usuario, es llegar a donde quiere con el menor número de clicks posibles.

Código sin errores

Relacionado con la navegación web, un código limpio y sin errores también es un factor muy importante. A nivel de SEO, digamos que a Google le encanta que le faciliten el trabajo. Por tanto, un código sin errores facilitará el acceso a los bots a nuestros contenidos y éstos serán indexados con mayor facilidad.

Un código limpio también repercute en otros factores tan importantes como el tiempo de carga de nuestra web, además de garantizarnos que se verá correctamente en todos los navegadores y dispositivos. Google, por tanto, le da un valor añadido a las webs que están bien diseñadas en lo referente a código.

Una forma muy sencilla de conocer si nuestra web presenta errores es mediante la herramienta que nos pone a disposición la W3C.

SEO On Page WordPress: sácale el máximo partido a tu blog con estos plugins SEO

Si eres blogger seguramente utilices WordPress como plataforma de gestión de tu contenido. No voy a pararme a mencionar las ventajas que tiene con respecto a otra plataforma, pero lo cierto es que los plugins de WordPress simplifican mucho la labor del SEO en su día a día.

Por ello, para finalizar, quiero hacerte una pequeña recopilación de los plugins SEO WordPress que utilizo con más frecuencia en este blog o en otros sitios:

WordPress SEO by Yoast: este es uno de los plugins más completos a día de hoy. Te permite controlar gran parte de las modificaciones de SEO en WordPress sin necesidad de tener conocimientos de código, con el consiguiente ahorro de tiempo. Además, permite modificar todos los elementos de un post que te he comentado en esta guía. Si quieres saber cómo utilizarlo, te aconsejo que leas esta guía de WordPress SEO by Yoast.

All In One SEO Pack: podríamos decir que es el gran rival del plugin anterior. All in One permite hacer prácticamente la misma función que Yoast, por lo que encontrarás una gran cantidad de profesionales del SEO que se decanten por uno u otro. De antemano te digo que, elijas la opción que elijas, la decisión será acertada. Si quieres aprender cómo configurar este plugin, aquí te dejo una guía de All In One SEO Pack.

Google XML Sitemaps: antes te he comentado que uno de los elementos técnicas que más se deben cuidar es el sitemap. Es el mapa que indica a Google como orientarse por nuestro sitio, por lo que gestionarlo es fundamental. Plugins como Yoast o All in One lo incluyen, pero si quieres una opción con una gran cantidad de opciones de personalización te recomiendo este plugin.

Google Analytics by Yoast: a la hora de configurar las estadísticas web en tu blog muchos bloggers se encuentran por el camino unos cuantos quebraderos de cabeza si no entienden de código. Este plugin realiza esta labor por ti, incrustando el código de Google Analytics y añadiendo funcionalidades extra que son muy útiles.

SEO Smart Links: antes también te ha hablado de la importancia de los enlaces en el posicionamiento SEO. No obstante, es muy difícil controlar todos los enlaces internos de nuestro blog. Para que no se nos olvide ninguno, este plugin genera enlaces internos de forma automática en función de diferentes parámetros que establezcas en su configuración.

Conclusiones

Llegados a este punto, el SEO On Page de tu blog ya no tiene secretos para ti. En este post has aprendido qué es el SEO On Page y cuáles son los factores que más notoriedad tienen a día de hoy. Más tarde te he enseñado cómo hacer uso de los distintos factores, junto con una serie de plugins que te simplificarán mucho la labor.

Espero que con esta guía os haya ayudado a comprender mejor los secretos del SEO On Page. Y lo más importante, que tantas horas escribiendo esta guía habrán merecido la pena si os ha aportado valor realmente a la hora de dirigir las estrategias de SEO en vuestros sitios.

Más información | Google Webmasters

Más información | Moz

Photo Credit | Flickr

 

Alejandro Caballero SánchezAutor

Blogger. Runner. Entrepreneur. Estudio ingeniería industrial a la vez que trato de hacer realidad uno de mis sueños: vivir de mi blog. Al entrar en la universidad me di cuenta de que algo fallaba en el sistema. Ahí fue cuando vi en un blog una oportunidad para sobresalir. Una oportunidad para buscar la estabilidad dentro de lo inestable.

24 comentarios en “Guía SEO On Page: cómo optimizar tu blog y contenido para mejorar tus resultados en Google

  1. Respecto al hosting, actualmente mi base de datos anda por los 200 megas (sí, ya sé que igual es una burrada).
    Con webempresa supuestamente no debería tener problemas de espacio, no?
    Cuando hablan de 500 megas o 1 giga de hosting se refieren al tamaño de base de datos o al tamaño de la instalación WP+imágenes?

  2. ¡Vaya pedazo de guía Alejandro! Has hecho un trabajo fantástico, enhorabuena.

    La verdad es que te explicas muy bien y dejas lugar a muy pocas dudas. Me gustaría añadir algo, pero la verdad es que no puedo. No soy experto SEO y no hago nada en mi blog qué no hayas comentado ya. Bueno sí, tener paciencia, y mucha jaja.

    Un saludo y felicidades por el blog 🙂

    1. ¡Hola Borja!

      Muchas gracias por tu comentario, aunque eso de la paciencia creo que es una característica innata que tenemos todos los bloggers. Los resultados siempre tardan más de lo esperado en llegar. Mucho ánimo con tu sitio.

      ¡Un abrazo!

  3. Hola Ale: Excelente tu post además de ser muy completo, gracias por aportar tu experiencia y conocimientos. Pero disculpa que mencione que falta a mi entender algo mas en el post y es el relacionamiento con los posibles visitantes de nuestra web; el formulario de contacto y el autorespondedor. Personalmente estoy hecho un lío, no logro alinear en el centro de la página principal de mi blog el contact form 7. Lo incluí en 2 entradas pero ahora no puedo hacerlo e ignoro porqué ¿puedes ayudarme con algún código? En cuanto al autorespondedor este mismo formulario puede usarse como autorespondedor ¿tienes algun post con respecto a esto o hay alguna mejor alternativa? Gracias por atender mi consulta y agradecido por tus aportes.
    Hasta pronto, un abrazo.

    1. Hola Roberto, muchas gracias por tu aportación. No obstante, el mundo del SEO On Page es tan grande que todo no cabría en un post, por lo que me he limitado a escribir sobre aquello que está más enfocado a Google.

      Con respecto a tu pregunta, lo cierto es que no puedo ayudarte pues el diseño web no es lo mío. Con respecto al autorespondedor, para ello yo siempre empleo un software específico de email marketing como MailChimp.

      Un saludo.

    1. ¡Gracias por tu comentario! Me alegra bastante saber que te ha sido útil. Ahora mismo estoy preparando otra guía, no de SEO, pero que seguro que te encantará. Pero me has dado una idea genial para artículo y para guía. ¡Lo sacaré seguro!

      ¡Un abrazo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *